La Bienal de Lyon abre sus puertas

50

La Bienal de arte contemporáneo de Lyon se traslada a un territorio desconocido para su 15ª edición: los 29.000 metros cuadrados de la antigua fábrica de electrodomésticos Fagor-Brandt de la ciudad francesa.

Las inmensas posibilidades de este lugar convencieron al equipo el prestigioso Palais de Tokio de París, como explica Vittoria Matarrese, una de sus miembros: “Realmente queríamos crear la experiencia de cruzar un paisaje. Así que empezamos a imaginar un paisaje, no natural, sino también económico, social, histórico, político, bacteriológico, pasando de lo minúsculo a una escala más cosmogónica”.

El diseño modernista, el glam rock y el humor se dan la mano en la ‘Design Room’, una instalación multimedia de varios niveles. “Me gusta usar la fórmula trans media y transgénero porque también soy transgénero y en mis pinturas intento siempre mezclar los diferentes géneros y medios”, explica el artista Jakob Lena Knebl

Ciencia ficción, mitología y arte se fusionan en ‘Prometheus Delivered’. Una escultura de mármol que representa al Prometeo que se descompone lentamente por las bacterias que comen piedras. Paralelamente, las células hepáticas humanas son alimentadas con nutrientes de las mismas bacterias para crear un nuevo hígado para Prometeo.